Polvo flotando y moviéndose sin viento ni tan siquiera atmósfera.

 

Noticias de Ciencia y Tecnología

 

Sin viento ni tan siquiera atmósfera, parece que sólo una acción mecánica directa del terreno, como un temblor sísmico o un impacto meteorítico, podría levantar polvo del suelo y hacerlo flotar hacia otro sitio. Este fantasmal movimiento de partículas de polvo acontece en la Luna y al parecer en otros astros, pero no depende de sacudidas en el suelo.

Cerca de los cráteres que están a la sombra, el polvo lunar cargado eléctricamente puede elevarse por encima de la superficie y cruzar la región a la sombra, saltando de un lado a otro, como un péndulo, entre las zonas iluminadas por el Sol en lados opuestos, según los nuevos cálculos de unos científicos de la NASA.

El equipo de Michael Collier, William Farrell y Timothy Stubbs de la NASA ha llegado a la conclusión de que el polvo puede pulular como abejas alrededor de una colmena sobre regiones parcialmente sombreadas en la Luna y otros astros sin aire del sistema solar, tales como los asteroides. Los autores del nuevo estudio presentan pues lo que puede considerarse como una nueva clase de movimiento del polvo. Éste no se escapa al espacio ni salta hasta largas distancias como algunas hipótesis defienden, sino que permanece atrapado localmente, ejecutando oscilaciones sobre una región sombreada de 1 a 10 metros de tamaño.

Este efecto debe ser especialmente prominente durante el anochecer y el amanecer, cuando la luz incide de forma muy desigual sobre los diversos puntos de un mismo terreno, con las montañas, los bordes de los cráteres y otras elevaciones del terreno proyectando largas sombras.

[Img #13044]

Las oscilaciones del polvo flotante en la Luna pueden ser observadas en sitios como éste, la zona del borde norte del cráter Cabeus, donde zonas soleadas se alternan con zonas sombreadas en distancias muy cortas. (Foto: NASA / GSFC / ASU)

El polvo es un indicador de la existencia de campos eléctricos inusuales en la superficie. En estas regiones sombreadas, la superficie está cargada negativamente en comparación con las regiones iluminadas por el Sol. Esto crea localmente un campo eléctrico complejo y bastante grande, con regiones separadas de carga positiva y negativa. El polvo realiza su movimiento oscilatorio bajo la influencia de este campo eléctrico. Este proceso ocurre en la franja de la superficie lunar que experimenta la transición entre el día y la noche, una franja conocida como terminador, y también puede ocurrir en cuerpos pequeños como los asteroides. Es probable que se trate de un proceso relativamente común en los astros rocosos carentes de aire.

Sin perturbaciones que lo impidan, una partícula de polvo podría continuar saltando indefinidamente entre las áreas iluminadas en los lados opuestos de un cráter. Sin embargo, en la práctica, elementos tales como las diferencias en la altura del borde del cráter, la rugosidad del suelo del cráter y la interferencia del viento solar que debilita el campo eléctrico producido por las cargas superficiales, pueden alterar la trayectoria de la partícula. Estas perturbaciones acaban haciendo que la partícula de polvo sea arrojada más lejos de lo normal o caiga dentro del cráter, truncándose la sucesión de saltos de un lado a otro.

Este mecanismo deducido por el equipo de Collier, Farrell y Stubbs, proporciona una explicación natural para la creación de los intrigantes «estanques» de polvo que han sido observados dentro de cráteres del asteroide Eros.

 

El asteroide 1999 RQ36, que en 2182 se acercará a la Tierra, se ha convertido oficialmente en el cuerpo celeste potencialmente más peligroso para nuestro planeta después del fin de la amenaza de Apophis.

El responsable del programa de la NASA sobre los objetos cercanos a la Tierra, Lindley Johnson, dijo en una conferencia internacional sobre la protección de los asteroides y cometas que en los últimos años la NASA consiguió «jubilar» a dos asteroides: el 2011 AG5 y el 2004 MN4, más conocido como Apophis.

«Por el momento, la amenaza potencial más probable está asociada con el asteroide 1999 RQ36 y el año 2182 [cuando se acerque a la Tierra]», dijo Johnson a la agencia rusa RIA Novosti. Explicó que este cuerpo celeste tiene la mayor probabilidad de colisionar con la Tierra en la lista de la NASA de los objetos potencialmente peligrosos. Sin embargo, el experto subrayó que tal probabilidad es muy baja.

Para estudiar el 1999 RQ36, la agencia tiene planeado enviar la sonda OSIRIS-Rex para medir la fuerza del llamado efecto de Yarkovsky, que consiste en desviar de la órbita el asteroide a través del calentamiento de uno de sus lados por el Sol. El explorador de regolito permitirá a los científicos evaluar con precisión el riesgo existente.

Apophis perdió su ‘título’ del asteroide más peligroso el pasado enero. La posibilidad de un impacto en 2036 era menor a una entre un millón, aseguran los científicos del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la ciudad de Pasadena, estado de California. Llegaron a esta conclusión tras estudiar los datos de los telescopios instalados en Nuevo México y Hawái obtenidos durante el paso de Apophis a 15 millones de kilómetros.

Texto completo en: http://actualidad.rt.com/ciencias/view/91923-nasa-asteroide-peligroso-rq36?utm_source=relacionados_tema&utm_medium=relacionados_tema&utm_campaign=actualidadEl asteroide 1999 RQ36, que en 2182 se acercará a la Tierra, se ha convertido oficialmente en el cuerpo celeste potencialmente más peligroso para nuestro planeta después del fin de la amenaza de Apophis.

El responsable del programa de la NASA sobre los objetos cercanos a la Tierra, Lindley Johnson, dijo en una conferencia internacional sobre la protección de los asteroides y cometas que en los últimos años la NASA consiguió «jubilar» a dos asteroides: el 2011 AG5 y el 2004 MN4, más conocido como Apophis.

 

«Por el momento, la amenaza potencial más probable está asociada con el asteroide 1999 RQ36 y el año 2182 [cuando se acerque a la Tierra]», dijo Johnson a la agencia rusa RIA Novosti. Explicó que este cuerpo celeste tiene la mayor probabilidad de colisionar con la Tierra en la lista de la NASA de los objetos potencialmente peligrosos. Sin embargo, el experto subrayó que tal probabilidad es muy baja.

 

Para estudiar el 1999 RQ36, la agencia tiene planeado enviar la sonda OSIRIS-Rex para medir la fuerza del llamado efecto de Yarkovsky, que consiste en desviar de la órbita el asteroide a través del calentamiento de uno de sus lados por el Sol. El explorador de regolito permitirá a los científicos evaluar con precisión el riesgo existente.

 

Apophis perdió su ‘título’ del asteroide más peligroso el pasado enero. La posibilidad de un impacto en 2036 era menor a una entre un millón, aseguran los científicos del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la ciudad de Pasadena, estado de California. Llegaron a esta conclusión tras estudiar los datos de los telescopios instalados en Nuevo México y Hawái obtenidos durante el paso de Apophis a 15 millones de kilómetros.

 

 

Hallan nuevas señales de materia oscura en una mina de Minnesota

Publicado: 16 abr 2013 | 2:39 GMT Última actualización: 16 abr 2013 | 2:39 GMT

Científicos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) han hallado nuevos indicios de materia oscura en una mina de Minnesota, EE.UU, según revela una publicación de la Sociedad Americana de Física.

Este logro ha sido posible gracias a  ocho detectores de silicio utilizados durante una nueva investigación, como parte de la Búsqueda Criogénica de Materia Oscura (CDMS, por sus siglas en inglés) que se lleva realizando en la zona desde hace varios años.

Los detectores de silicio registraron tres eventos que podrían representar colisiones de partículas masivas de interacción débil (WIMPs, por sus siglas en inglés), esto es, partículas hipotéticas que podrían explicar el problema de la materia oscura.

Aunque los físicos ya habían encontrado indicios de la existencia de WIMPs en esta mina en 2010, la novedad en los hallazgos actuales radica en que se han realizado con detectores de silicio y no de germanio, como eran los que se venían utilizando hasta la fecha.

El silicio es más sensible a las colisiones de partículas de baja energía o WIMPs, por lo que los científicos atribuyen a esta nueva señal un 99,81% de fiabilidad (alrededor de tres sigmas, en el lenguaje estadístico).

Según explican los expertos, estos nuevos datos han de ser aún estudiados y en los próximos meses se podrá confirmar si las nuevas señales pueden realmente probar la existencia de materia oscura.

Texto completo en: http://actualidad.rt.com/ciencias/view/91910-huellas-materia-oscura-minnesota-eeuu

CTRL + Q to Enable/Disable GoPhoto.it

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s