Descubren cementerio y observatorio astronómico de 4 mil años de antigüedad.

imagen-23-1b.jpg

No cabe duda que el Perú es un país maravilloso, que conserva un tesoro precolombino aún por descubrir. Una de las culturas más antiguas del Perú antiguo es Chavín; sin embargo, el Complejo Arqueológico de Licurnique, según los primeros indicios, sería más antiguo, de allí que cobra mayor relevancia su conservación, investigación y promoción. Este sitio prehispánico dataría entre 3,500 a más de 4 mil años de antigüedad. Sin duda una maravilla por desentrañar.

A más de dos horas de camino (en vehículo) de distancia de la ciudad de Olmos se encuentra Licurnique con su iconografía imperturbable, con sus constelaciones efectuadas por nuestros ancestros desde la época formativo, con las funciones astronómicas plasmadas en rocas que resisten el paso del tiempo (por miles de años).

“Es una maravilla arqueológica que a los olmanos nos hará más grandes de lo que somos”, exclamó el alcalde Willy Serrato Puse al enterarse del hallazgo, anotando que recientemente se había suscrito un convenio con el Ministerio de Cultura (Unidad Ejecutora Naylamp 005 – Lambayeque), que tendrá como propósito sanear, rescatar, conservar, investigar y promover nuestro patrimonio histórico-cultural en la Tierra del Limón.

Calendario ritual

Con Licurnique no hay necesidad de trasladarse a otras regiones del país para enterarse de lo que significó el Calendario Ritual Prehispánico, que son como los “lunarios” o “calendarios perpetuos”, los cuales servían de guía general a las personas y gobernantes de esa época; es decir, eran normas de la observación astronómica que permitía tener cálculos de las fechas, los días, el año, el momento de las lluvias que a su vez propiciaban ofrendas, etc. En otras palabras, se entremezclaba las conjunciones astrales para tener una cercanía o precisión del tiempo.

Los científicos a través de excavaciones exploratorias definirán con precisión la época a la que perteneció Licurnique.

Lo llamativo es la convivencia de lo ancestral con lo hispánico y lo andino. Los arqueólogos Juan Martínez Fiestas y Manuel Curo Chambergo coinciden en señalar que es inusual que estas tres culturas convivan, mejor dicho, que conserven sus costumbres, su arte, creencia. En suma, su acervo cultural que distingue a cada pueblo y que a su vez lo hace más atractivo e interesante.

Un petroglifo detalla la grandeza de los habitantes de Licurnique. Se trataría de una superposición religiosa, de un altar lítico (altar mayor de muertos) conformado por roca con superficie superior llana, donde labraron observatorios astronómicos en el que efectuaban seguimiento a las estrellas, cuyo conocimiento les servía saber con precisión la llegada del agua para los cultivos y consumo. El laboratorio astronómico estuvo ubicado cerca al río, cuyos vestigios aún se conservan y que urge preservar.

CLAVE

El convenio interinstitucional suscrito por el alcalde Willy Serrato y la Unidad Ejecutora Naylamp 005 – Lambayeque, dirigida por Sergio Manuel Aguilar Calderón, es de vital importancia porque permitirá inicialmente el saneamiento físico legal de 24 monumentos arqueológicos.

(FUENTE: larepublica.pe)

Anuncios
de Revista Voces del Misterio Publicado en Teletipo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s