¿Qué tipo de mujer es más propenso a la posesión?

Las mujeres hermosas son más propensas a ser poseídas por espíritus malignos, al menos esto es lo que asegura un experto en exorcismo de Ghana.
El imán exorcista Mallam Luthfi Jamal-Baba dijo que aunque los demonios pueden poseer el cuerpo de un hombre, prefieren a las mujeres.
Otro exorcista explicó que la mejor manera de mantener a raya a los malos espíritus es orar, bañarse y nunca usar ropa reveladora (entiéndase como vestimenta demiado “hot”).
Jamal-Baba es un imán y exorcista de Ghana y ofrece su “consejo de experto” sobre cómo purgar a los “jinns”, espíritus malignos, del cuerpo humano.
El hombre recita el Corán sobre el cuerpo de la persona, mientras que sus asistentes ayudan a sostenerla durante el rito.
“Algunos jinns son obstinados y cuando la víctima está en trance, pasan a ser violentos y tratan de atacar el exorcista durante el ejercicio”, dijo a The Mirror.
Otro exorcista, conocido con el nombre de Mallam Muhammad, cree que golpear a la persona “poseída” durante la purga es el mejor camino a seguir.
”Las víctimas, en ese momento, no sienten el dolor”, asegura Muhammad.
“Los jinns son los que sienten el dolor y es en este momento, junto con la recitación coránica, en el que huyen”.
El imán añadió que la única forma de evitar por completo la posesión del demonio es “la oración, no usar ropa reveladora y el baño”.
La creencia en los espíritus malignos que poseen el cuerpo de un ser humano está presente en muchas culturas y religiones de todo el mundo, incluyendo algunas formas de cristianismo y el Islam.
El exorcismo – la purga de los demonios y espíritus malignos de una persona – es llevado a cabo por una persona autorizada para realizar los rituales religiosos, como un imán, un sacerdote o un chamán.
Puede involucrar la oración, ritos o acciones específicas, y en algunos casos, incluso a la violencia.
(FUENTE: elsol.com.ar)
Anuncios

Ruta Urbana por el casco antiguo de Sevilla: LA SEVILLA PARANORMAL

NUESTRAS RUTAS DE ESTA SEMANA:

LA SEVILLA PARANORMAL

VIERNES y SÁBADOS, vente a conocer el lado más misterioso de Sevilla con NATURANDA y la SEVILLA PARANORMAL.

Banner Naturanda 1

Visita la SEVILLA PARANORMAL con Naturanda

Descubre cada fin de semana, la Sevilla paranormal, de la mano de Naturanda y Jose Manuel García Bautista, hacemos un viaje al corazón de la Sevilla mágica y desconocida. Algo más de dos horas de ruta en la que tendrás la oportunidad de conocer los casos paranormales de varios edificios de la ciudad, acompañados de sicofonías e imágenes de los mismos. Una ruta no apta para cardíacos y que no te puedes perder si te gusta el mundo de los sucesos paranormales. Te aseguramos un clima de tensión e intriga que te atrapará.

sevillaparanormal@naturanda.com

Horarios RUTAS:

Viernes y Sábados: Viernes 22:00 h. y Sábado 21:00 h. 

Duración: 120 minutos / Precio: 10 €.

Sumérgete en los misterios más ocultos de Sevilla, desde el ayuntamiento de la ciudad, pasando por los estrechos callejones del centro (Francos, Pajaritos, Muñoz Pabón…) hasta llegar a la calle Laraña.
Una ruta de alto contenido en misterios y paranormal, donde el interés y la intriga de los  casos que contamos se van descubriendo poco a poco.
Escucharás historias y psicofonias inéditas, conoce la SEVILLA PARANORMAL de la voz de un narrador que vivió e investigó las mismas, historias acompañadas de las psicofonias e imágenes de esos casos… Quedarás impactado con el material audiovisual que mostramos.

sevillaparanormal@naturanda.com 

Más de dos horas por los rincones más misteriosos e inquietantes de la ciudad. No te lo pierdas, este Viernes y Sábado  con un doble pase cada día para que no te lo pierdas. Una SEVILLA PARANORMAL que es el auténtico evento paranormal de Sevilla. ÚNETE A NOSOTROS, amante de lo desconocido.
Precio: 10 €/persona
Más info y reservas en:
NATURANDA
y también en:
Jose Manuel García Bautista

 

e_mails-43

 

 

Chilca: visite las playas de los extraterrestres

Sus aguas son volubles. A veces apacibles, a veces enfurecidas. Dicen que se debe a la energía que hay en el fondo del mar, una fuerza cósmica. Y es que, de noche, las playas de Chilca convocan a cientos de personas ansiosas de avistar un OVNI. De día tienen otro poder: atraen a quienes solo buscan un día de sol y mar a 64 kilómetros al sur de Lima.
Ellos encuentran diversión en las playas San Pedro, Yaya y Punta Ñave. Algunos traen carpas y pernoctan durante varios días, tal vez con la secreta esperanza de divisar una nave espacial en el cielo de uno de los distritos de la provincia de Cañete.
Otros se quedan cautivados por el temperamento del mar, que en un día ofrece un espectáculo de bravas olas, mientras se toma el sol; y, al día siguiente, se convierte en una piscina natural.
En la playa Yaya, existe una base OVNI, según explican los lugareños. Es la llamada Cueva de los Piratas, donde se hace contacto con los extraterrestres. Verdad o mentira, es todo un espectáculo observar como el mar y la brisa -¿también los marcianos? han esculpido las rocas para crear curiosas formas.
Y, más allá de cómo se comporte el mar, los veraneantes pueden disfrutar de la sazón chilcana en el restaurante Giancarlo, ubicado frente a la playa. El plato de la casa es el tres en uno: cebiche, arroz con mariscos y chicharrón de pescado, adornado con yuyo arrebozado. Una delicia espacial-marina.
El sol se pone. Es tiempo de volver, pero, antes de partir, se debe completar la experiencia en el kilómetro 63.5 de la Panamericana. La razón: los helados espaciales -en realidad son artesanales- que deleitan las papilas gustativas con sabor a lúcuma. Pura fruta.
Pronto va a oscurecer. Se encienden las luces de Chilca, entre ellas, quizás, la de un extraño objeto brillante. De seguro es un ovni que dice adiós con sus luces interplanetarias.
En Rumbo
Llegar: En los buses conocidos como ‘maleños’. Parten en la avenida Montevideo en el Centro de Lima, también puede abordar combis en las avenidas Circunvalación y Javier Prado, frente a la Facultad de Veterinaria de San Marcos.
Tiempo: 45 minutos
(FUENTE: larepublica.pe)

Oleada de imágenes de “Damien”

La cadena A&E ha publicado una tanda de doce nuevas imágenes de DAMIEN, el spin-off de “La Profecía” que estrenará el próximo 7 de marzo junto al primer capítulo de la cuarta temporada de “Bates Motel”.
Se trata de un spin-off/continuación de La Profecía, la película dirigida por Richard Donner en los años 70s y que junto a La Semilla del Diablo y El Exorcista, puede considerarse una de las obras cumbres del satanismo de la historia del cine.
La serie nos contará la historia de un Damien Thorn ya adulto que ha crecido sin tener conciencia de las fuerzas satánicas que le rodeaban. Atormentado por su pasado, Damien debe asumir su verdadero destino: es el Anticristo.
Por su parte Barbara Hershey será la encargada de dar vida a Ann Rutledge, la mujer más poderosa del mundo que debe asegurarse que Damien acepte su destino. Por su parte Omid Abtahi da vida a Amani Golkar, el mejor amigo de Damien quién deberá demostrar su lealtad con él cuando descubra quién es.
(FUENTE: aullidos.com)

Las matemáticas predicen el mejor momento para dejar de buscar y elegir a la pareja definitiva

Elegir pareja es un asunto serio y puede llegar a ser “terrorífico” por varias razones. Una de ellas, y de las más importantes, es el hecho de que elegir a una persona cuando se es muy joven, conlleva el riesgo de cometer una gran equivocación, mientras esperar mucho tiempo para tener una relación seria, implica el riesgo de envejecer buscando, mientras se han perdido las buenas oportunidades del pasado.
Esto puede ser un gran dilema, especialmente para las personas con tendencias perfeccionistas. Pero parece que ya hay una regla matemática bastante simple, que nos dice cuánto tiempo deberíamos buscar a la pareja ideal y cuándo ya es tiempo de parar con la búsqueda y establecerse.
El problema matemático se conoce con una serie de nombres: “El problema de la secretaria”, “El problema del pretendiente quisquilloso”, “El problema de la dote del sultán” y “El problema del momento justo”. Su solución se atribuye a un puñado de matemáticos, pero se popularizó en 1960, cuando el entusiasta de las matemáticas Martin Gardner escribió acerca de él en la revista Scientific American.
En un escenario hipotético, eliges entre un número dado de opciones. Por ejemplo, digamos que a lo largo de tu vida hay un total de 11 parejas potenciales con las que podrías salir en serio y formar una relación. Si pudieras ver a todas esas personas al mismo tiempo, no tendrías problema para elegir a la mejor. Pero así no es como funciona el mundo de las citas.
Un problema es que los o las pretendientes aparecen en un orden aleatorio y no sabes cómo comparar a unos con los que aparecerán en el futuro. No se sabe si tu actual posible pareja es lo mejorcito que hay hasta que aparezca alguien mejor, o si es lo mejor hayas conocido en tu vida. El otro problema es que cuando rechazas a un pretendiente, normalmente no puedes echar pie atrás con tu decisión.
Entonces, ¿cómo lo haces? Básicamente, apuestas. Como en todas las apuestas, hay una probabilidad de ganar, y para ganar, hay una solución que ayuda a incrementar esas probabilidades.
El número mágico resulta ser 37 por ciento. Para tener las más altas probabilidades de elegir al mejor candidato, deberías salir y rechazar al primer 37% de tu vida (Si ya estás en pareja, ese número cambia a 1/e, lo que significa 0,368 ó 36,8 por ciento). Luego, sigues una simple regla: entre las siguientes personas que conoces, elijes a la mejor de todas las que conociste antes.
Para aplicar esto a la vida real hay que saber cuántos pretendientes podrías tener o querrías tener -lo que es imposible de saber a ciencia cierta. también tendrías que decidir quién califica como potencial pretendiente y quién es sólo una aveturilla. Las respuestas a estas preguntas no están claras, así es que sólo debes hacer un cálculo estimado. Asumamos que tendrías 11 pretendientes serios en el curso de tu vida.
Si sólo eliges al azar, tu pronóstico de elegir al mejor entre 11, es de un 9% más o menos. Pero si usas el método mencionado, las chances aumentan a un 37% -no es una apuesta segura, pero es mejor que al azar y que nueve por ciento.
Con este método existe el riesgo de que, por ejemplo, la primera persona con la que saliste, en realidad era tu pareja perfecta. Si sigues la regla, vas a haber rechazado a esa persona de todas maneras, y mientras continúas saliendo con otras personas más adelante, nadie va a estar a la altura de tu primer amor y terminarás rechazando a todo el mundo para terminar sol@ con tus gatos.
Otra opción, probablemente más realista, es que empieces tu vida amorosa con una cadena de pésimos novios o novias, que te han dejado las expectativas bien bajas. En ese caso, hay un margen de posibilidad de que la siguiente persona con la que salgas, sea mejor que las del pasado y termines casándote con él o ella. Pero esta pareja sigue siendo una duda, porque podría ser que no esté a la altura de las posibles personas que podrías haber llegado a conocer en el futuro.
Así es que, obviamente, hay formas de que este método falle. Pero aun así produce mejores resultados que cualquier otra fórmula, ya sea que estés considerando 10 pretendientes o 100.
¿Por qué funciona? Debería ser bastante obvio que quieras empezar a buscar pareja seriamente para elegir a un candidato más o menos a medio camino de todas las posibles parejas de tu vida. Quieres salir son suficiente gente como para tener una idea de tus opciones, pero no quieres dejar pasar mucho tiempo para elegir y arriesgar a tu pareja ideal. Necesitas algún tipo de fórmula que equilibre el riesgo de detenerte demasiado pronto, versus el de detenerte demasiado tarde.
La lógica de este juego es fácil de ver si examinas ejemplos más pequeños. Digamos que tienes sólo una posible pareja en toda tu vida. Si la eliges, ganas al 100% (él o ella es la mejor opción que podrías tener).
Si aumentas ese número a dos pretendientes, hay una chance de 50:50 de elegir al mejor candidato. En este caso da lo mismo si usas la fórmula propuesta o si examinas a un candidato antes de elegir al otro. Siempre tendrás un 50% de chance de elegir al mejor.
Pero cuando el número de pretendientes crece, verás cómo al usar esta regla matemática, tus chances aumentan en comparación con no usarla.
Cuando los matemáticos repitieron el proceso en grupos más y más grandes de pretendientes, notaron algo interesante. El número óptimo de pretendientes que deberías probar y rechazar antes de empezar a buscar por el ideal, se acerca cada vez más a la cifra de 37%.
La explicación exhaustiva para esto pertenece a las profundidades de los océanos matemáticos, pero para hacer el cuento corto, la fórmula ha sido mostrada una y otra vez para aumentar tus probabilidades de apuntarle a la mejor opción entre una serie de opciones desconocidas (que incluyen las del futuro), ya sea que tu búsqueda sea la pareja perfecta, un departamento o una oferta de trabajo.
En 1984, un matemático japonés llamado Minoru Sakaguchi desarrolló un modelo ligeramente diferente, más ideal para hombres y mujeres independientes. En el modelo Sakaguchi, la persona quiere encontrar a su mejor pareja, pero prefieren también estar solteros antes que quedarse con cualquiera. En este caso, no tendrías que pensar en establecerte antes de haber probado ya con un 60,7% de candidatos o candidatas. Como esta situación no te importa mucho si terminas sol@, estás bien con el hecho de seguir revisando candidatos, reunir mayor información y tener más posibilidades de elegir a la mejor persona.
Estos modelos son teóricos, pero apoyan algunos conocimientos convencionales acerca de la búsqueda de pareja.
Primero, ofrecen una forma racional de salir con gente antes de “sentar cabeza”. Sin un historial de citas no se tiene suficiente conocimiento para tomar una buena decisión.
Segundo, cuando eliges ponerte serio, todo depende realmente de tus preferencias. Si quieres alguien que sea suficientemente bueno y minimizar la chance de terminar solo, tratarás de formar una pareja seria y duradera relativamente temprano (esto es, después de probar y rechazar al primer 30% de pretendientes de tu vida).
Si tu objetivo es encontrar al mejor de los mejores de todo el lote, esperarás un poco más, probando y rechazando a un 37% del total. Pero si quieres encontrar a tu par perfecto y no te importa arriesgarte a terminar en la soltería, esperarás mucho más, probando y rechazando al 60,7% del total, antes de decidir “echarte el lazo al cuello”.
Estas ecuaciones también reafirman a quienes tienen miedo de perder, a los que temen comprometerse con una pareja porque no saben qué se perderán más adelante. La fórmula también muestra que no es necesario buscar a todos los peces del mar para maximizar tus chances de encontrar lo mejor; basta con los peces del estanque.
(FUENTE: elciudadano.cl)