Papa Francisco canonizará a dos pastorcitos de Fátima el 13 de mayo

Dos de los tres pastorcitos de Fátima en Portugal, que afirmaron haber presenciado la aparición de la Virgen en 1917, serán canonizados el 13 de mayo por el papa Francisco en el lugar mismo de las apariciones.
Cien años después de la primera aparición, Francisco Marto y su hermana Jacinta, que entonces tenían 9 y 7 años, respectivamente, se convertirán en los santos más jóvenes de la historia de la Iglesia católica no muertos como mártires.
El anuncio, hecho el jueves en el Vaticano por el Papa, fue recibido con fervor en Portugal: “¡El centenario de las apariciones alcanzará todo su esplendor!”, reaccionó el obispo de Leiria-Fátima, Antonio Marto.
El Pontífice  había aprobado en marzo un decreto de la Congregación para la Causa de los Santos “relativo al milagro atribuido a la intercesión del beato Francisco Marto, nacido el 11 de junio de 1908 y muerto el 4 de abril de 1919, y de la beata Jacinta Marto, nacida el 11 de marzo de 1910 y fallecida  el 20 de febrero de 1920”.
La ceremonia de canonización, presidida por Francisco, que hará un viaje relámpago de 24 horas a Fátima el 12 de mayo, se llevará a cabo 17 años después de la beatificación de los dos pastores por Juan Pablo II.
Aparición de la Virgen. El 13 de mayo,  los católicos celebran la primera aparición en 1917 de la Virgen a tres niños pastores (Jacinta, Francisco y Lucía) en la localidad de Fátima, a unos 100 kilómetros de Lisboa, la capital.
Ese día, los tres niños habrían visto a la Virgen por primera vez en un campo rocoso de Cova da Iria, un milagro reconocido oficialmente por la Iglesia.
Francisco Marto falleció en 1919 y Jacinta menos de un año después, ambos víctimas de la “gripe española” que devastó Europa.
Lucía, quien ingresó a las Carmelitas, fue la única que sobrevivió de los tres pastorcitos. Murió en el 2005 a los 97 años pocos meses antes que Juan Pablo II. Su proceso de beatificación se inició  en el 2008.
Prácticamente analfabetos, los tres pastorcitos cuidaban el magro rebaño de su familia. Su vida cambió totalmente cuando se propagó en Portugal la noticia de las “apariciones”.
Entonces fueron acusados de brujería. Incluso la Iglesia puso en duda en un primer momento la naturaleza “milagrosa” de sus visiones.
(FUENTE: nacion.com)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s