El hombre de Caral aplicaba principios de la física para mantener vivos sus altares de fuego

El hallazgo de nuevos fogones en los edificios de Caral, la civilización más antigua de América, confirmó que sus habitantes conocían y dominaban el ‘efecto Venturi’ hace 5.000 años, mucho antes de que el italiano Giovanni Venturi teorizase, en 1797, sobre este efecto que, entre otras cosas, permite mantener el fuego vivo en estancias cerradas.
Así lo anunció este lunes la arqueóloga peruana Ruth Shady, directora de la Zona Arqueológica Caral, durante la presentación de las actividades conmemorativas del vigésimo cuarto aniversario del descubrimiento de esta civilización que habitó los valles costeros ubicados a 180 kilómetros al norte de Lima.
Shady explicó que en los últimos meses han identificado cinco nuevos fogones o altares de fuego que se unen a los dos que ya habían encontrado anteriormente. En total son siete fogones dispuestos en siete edificios distintos de los doce antiguos asentamientos donde realizan excavaciones, dentro de un valle donde se han identificado veinticinco centros urbanos entre ciudades, pueblos y aldeas.
(FUENTE: rpp.pe)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s