Voces del Misterio nº.654: Leyendas y enigmas de la Semana Santa

Ir a descargar

PULSA PLAY para escuchar y/o descargar el programa

“Voces del Misterio” nº.654 donde hablamos de algo propio de estas fechas, hablamos de LEYENDAS Y ENIGMAS DE LA SEMANA SANTA, desde la famosa “Madrugá del Pánico de Sevilla” con las famosas “carreritas del terror”, o de historias milagrosas o bellas relacionadas en las hermanades, hechos sobrenaturales o paranormales que nos llenan de asombro. Pero también hablamos de la Sábana Santa, de historias imposibles en Sevilla y mucho más. En “Voces del Misterio”, en SFC Radio, 91.6 fm.

*Un programa dirigido por Jose Manuel García Bautista.

https://www.ivoox.com/voces-del-misterio-n-654-leyendas-enigmas-de-audios-mp3_rf_34390537_1.html

Voces del Misterio nº.654: Leyendas y enigmas de la Semana Santa

Anuncios

La Sábana Santa de Turín, ¿obra del medievo o lienzo auténtico?

Por: Jose Manuel García Bautista

Mucha es la polémica que puede llegar a suscitar el lienzo más estudiado de la Cristiandad; se trata de la Síndone de Turín, de la Sábana Santa que se venera en la ciudad italiana y desde un marco científico voy a tratar de arrojar un poco de luz en torno a todo ello.

Todos los años, por estas fechas y aprovechando la proximidad de la Semana Santa, surgen informaciones en torno a nuevas investigaciones sobre el lienzo de Turín, por ello me permito traer a esta página un trabajo mío de 2012 donde se ponen de manifiesto los argumentos a favor y en contra de la Síndone así como las probabilidades que un lienzo contuviera el cuerpo de un hombre con las heridas análogas a las que nos narran que Cristo vivió durante la Pasión.

1.Argumentos a favor y en contra

No son pocas las voces que alzan la falsedad de la Sábana Santa en nuestros días, sus agnoticismos, ateismos o el simple, y excesivo, celo científico han hecho que se cuestione en demasía la autenticidad de la reliquia.

No ha ayudado a clarificar este tema la prueba del “infalible” Carbono-14 a la que se sometió al lienzo en el año 1988, la datación cifró su antigüedad en los años 1260-1390 de nuestra Era, constituyendo así un lienzo del medievo y por lo tanto un completo fraude.

¿Pero es tan infalible la prueba del C-14? La verdad es que la datación del carbono-14 la realizaron tres prestigiosos laboratorios y obtuvieron las mismas respuestas .Sin embargo la prueba del C-14 se pone en entredicho en algunas dataciones ,por ejemplo, estudios recientes revelaron que en una piel de foca de sacrificio reciente se realizó la famosa prueba del C-14, el resultado fue una datación del año ¡¡¡2060!!! La contaminación medioambiental habían falseado los registros del carbono. Así pues, un lienzo que ha sufrido la adhesión de excesivos humos y combustión en el incendio de 1532 en Chambery y que se vio afectado por el mismo posee un contenido de carbono más alto que el normal, adquirido por métodos innaturales (como lo fue el incendio). Cualquier datación bajo estas circunstancias sería inválida.

Otros estudios apuntan la posibilidad que la Sábana sea realmente una pintura y falsificación. Hoy día es muy evidente identificar una pintura de las características que presenta el lienzo de Turín. Se ha comprobado que no hay pigmentos colorantes en la Sábana que indiquen el origen artístico del mismo. Aparte es muy usual observar en Iglesias de toda Europa copias de la reliquia turinesa. En España tenemos una buena colección de ellas, basta solo con ver las del monasterio de Silos, Burgos o La Rioja para observar su origen artístico.

También le atribuyen ser un prototipo de fotografía creada por Leonardo Da Vinci en la época. Esta afirmación audaz y explicada en su libro por los autores Clive Prince y Lynn Picknett (“El enigma de la Sábana Santa” –Martínez Roca) se torna bastante débil cuando comprobamos que el gran artista italiano no vivía aún entre los año 1230-1390.Aparte de rozar la casi milagrosa impresión de la Sábana. Hacer un lienzo como la Síndone antes incluso de nacer se escapa hasta para la genialidad de Da Vinci, creo yo.

No hay quien opina que el hombre de la Sábana Santa fue el Gran Maestre y último jefe templario.

Sin embargo son muchas las pruebas que acreditan la veracidad de la misma Sábana, desde los estudios botánicos del criminalista y palinólogo suizo Max Frei, que recogió de la Sábana muestras de polen procedentes de Israel, Turquía y Europa…, aunque se desacredite el trabajo de este investigador debido a un tremendo patinazo al dar como auténticos unos manuscritos que se suponían pertenecían a Adolf Hitler y que realmente eran un tremendo fraude. Nada tiene que ver una cosa con la otra sin embargo…

No obstante, la Sábana Santa es uno de los objetos más estudiados de nuestro mundo, de destacadas figuras internacionales de la Ciencia que se han acercado hasta su misterio para tratar de desvelar su misterio.

El analizador de imágenes tridimensionales de la NASA , el VP-8, demostró la tridimensionalidad del lienzo, sin embargo la NASA jamás estudió la Sábana Santa.

Quizás una de las pruebas más irrefutables de su autenticidad sea la compatibilidad con el denominado “Pañolón” de Oviedo y que muestra unas manchas de sangre en un gran paño que se supone estuvo en contacto con Cristo y que al parecer, esas manchas de sangre, coinciden perfectamente con las manchas que encontramos en el lienzo de Turín en la zona cubierta por el mismo. De momento nadie se ha atrevido a discutir o refutar este hecho.

2.Probabilidades de su autenticidad

¿Cuántas posibilidades existen de encontrar los signos evidentes de la tortura y muerte de un hombre a la manera descrita en los Evangelios y que no fuera Cristo?

Difícil pregunta con varias opciones, pero el escritor Juan José Benítez (“Mis misterios favoritos” , Plaza & Janés, Editores) realiza un comprobación estadística que nos puede ser de gran utilidad:

1º. Las posibilidades de que se dieran una coronación de espinas (un casco espinoso) en tiempos contemporáneos a Cristo es de 1 contra 5000. No existe ninguna otra referencia a este respecto en la tradición cristiana aparte de ser algo inhabitual. Bruno Barberis realizó un estudio a este respecto.

2º. La persona crucificada presentaba lesiones en los hombros, como de haber cargado un madero durante un recorrido .Las probabilidades son de 1 contra 2.

3º. Para aliviar y aligerar el martirio de los condenados a la cruz, las tropas romanas –llevado un tiempo crucificado el reo- le partían las piernas para provocar su asfixia ya que el condenado se apoyaba sobre sus pies para tomar aire. A nuestro protagonista lo atravesaron con una lanza el romano Longinos. Sus probabilidades se cifraron en 1 contra 10.

4º.Lo normal en las crucifixiones era atar al condenado a la cruz. Al Hombre de la Sábana Santa lo clavaron con grandes a la misma. Probabilidades: 1 contra 2.

5º. Jesús recibió un indulto para su cuerpo una vez fallecido y fue rápidamente descolgado de la cruz, manteniéndose la sangre fresca que impresionaría con sus huellas la Sábana. Este indulto no se suele/solía producir y el cuerpo del condenado era “mostrado para su vergüenza”. Las probabilidades de ello se cifran en 1 contra 100.

6º. El cuerpo del Hombre de la Sábana Santa fue sepultado sin recibir los cuidados de lavado y unción .Este hecho se cifra en una proporción de 1 contra 100.

7º. El hombre de la Sábana Santa no permaneció cubierto por el lienzo más de treinta y seis horas .La descomposición habría perjudicado seriamente al mismo. Una extraña radiación marcó la Sábana imprimiendo la imagen del condenado en ella. Probabilidades : 1 contra 500.

Resultado final: las probabilidades que esa sagrada reliquia fuera la perteneciente a Jesús de Nazaret se han cifrado en 1 contra 200 billones.

Los investigadores estadounidenses Stevenson y Habermans (“Dictamen sobre la Sábana Santa”- Ed .Planeta , “La Sábana Santa ,¿milagrosa falsificación? –Ed .Giralda S.L., Julio Marvizón Preney) cifran la probabilidad en 1 contra 82.944.000.

Después de todo lo escrito, creo que nuestro lector se puede hacer una idea de la importancia histórica-artística-religiosa-social del lienzo de Turín. No se ha pretendido convencer o refutar a nadie, creer o no en él a la luz de las pruebas a favor o en contra del mismo es una cuestión fe, palabra extraña para quienes investigan lo extraño…, o se acercan al lienzo turinés. Pero la historia de la Sábana Santa, su recorrido, a quién presuntamente envolvió como mortaja y perteneció, su historia, hacen de este tema algo apasionante que va más allá de la frontera con las creencias personales de cada individuo.

*Información contenida en mi libro“El misterio de la Sábana Santa” (Jose Manuel García Bautista, Abadir Ediciones, Grupo Guadalturia, 2012).

El misterio de la Síndone de Turín, de la Sábana Santa… ¿De Cristo?

Por: Jose Manuel García Bautista

En Turín, en su Catedral, se guarda unos de los objetos más estudiados y venerados de la cristiandad, se trata de la Sábana Santa, la tela que habría servido de sudario, según cuentan los Evangelios y la tradición cristiana, a Jesús de Nazaret tras ser crucificado en el monte Calvario.

La tela 4,36 metros de largo por 1,10 metros de ancho y muestra lo que parece ser un hombre, frontal y dorsal, que ha sufrido el mismo martirio que Cristo en la cruz, con innumerables reguerillos de sangre que se ubican en su cabeza, muñecas, costado y pie así como otras marcas por todo el cuerpo.

Sin embargo hay que decir que se le realizó una datación de Carbono 14 (C-14) y se dictaminó que era una obra del medievo, de entre 1260 y 1390. Así pues, en virtud de esta prueba la Sábana Santa o Síndone no sería la mortaja de Cristo. No obstante no se procedió a unadescontaminación apropiada de las muestras a analizar y los errores por ello se manifestarían en el resultado final de la datación, con el agravante de saber que la tela ha sido expuesta a los fieles, que ha sido tocada, besada e, incluso, sufrido un grave incendio en el siglo XVI.

Pero otras pruebas hay que nos dicen que el lienzo puede tener una edad más lejana como, por ejemplo, la palinología (pólenes) en la tela, o la perfección anatómica, o las pruebas forenses que en ella se ponen de manifiesto y que nos dicen que la Sábana Santa tiene unas propiedades sorprendentes como ser una negativo fotográfico parcial, tener información tridimensional, no tener direccionalidad de trazo (no es pintado), no tener rastros de pintura, ser químicamente estable, no poder borrarse la imagen y mucho más que hacen del lienzo de Turín una pieza que, en verdad, habría que discutir la veracidad del resultado del C-14 y pensar su origen hemos de encontrarlo mucho más atrás en la Historia.

¿Es la mortaja de Cristo? Esa es la pregunta que muchos se afanan por contestar y que quizás, el lienzo sea, en un futuro, el que nos de la respuesta.

Voces del Misterio nº.654: Leyendas y enigmas de la Semana Santa

Ir a descargar

PULSA PLAY para escuchar y/o descargar el programa

“Voces del Misterio” nº.654 donde hablamos de algo propio de estas fechas, hablamos de LEYENDAS Y ENIGMAS DE LA SEMANA SANTA, desde la famosa “Madrugá del Pánico de Sevilla” con las famosas “carreritas del terror”, o de historias milagrosas o bellas relacionadas en las hermanades, hechos sobrenaturales o paranormales que nos llenan de asombro. Pero también hablamos de la Sábana Santa, de historias imposibles en Sevilla y mucho más. En “Voces del Misterio”, en SFC Radio, 91.6 fm.

*Un programa dirigido por Jose Manuel García Bautista.

https://www.ivoox.com/voces-del-misterio-n-654-leyendas-enigmas-de-audios-mp3_rf_34390537_1.html

Voces del Misterio nº.654: Leyendas y enigmas de la Semana Santa

Sudario de Oviedo y Sábana Santa contra Ciencia y escepticismo

Por: Jose Manuel García Bautista

Para muchos expertos de todo el mundo el Sudario de Oviedo, o Pañolón, podría tener las claves que demostraran que tanto la Sábana Santa, o Síndone, como el paño que se guarda en la ciudad asturiana podrían ser auténticos y, lo que para ellos es más importante: haber estado en contacto con el cuerpo de Jesús de Nazaret, lo que le conferiría un carácter de reliquia sagrada.

La Historia del Sudario de Oviedo es diferente a la de la Sábana Santa, su recorrido, su discurrir hasta llegar a Europa no corrió un destino paralelo a la pieza de tela italiana sino que tomó otro ruta que la llevó  desde Jerusalén (Israel) hasta Alejandría (Egipto), de allí pasó a Cartagena (España) para tener constancia histórica de su presencia en Sevilla donde debió de ser trasladada a Toledo ante el empuje conquistador musulmán, idéntico motivo que ocasionó su posterior traslado desde Toledo hasta los montes asturianos donde sería escondida.

Fue el investigador Mark Guscin, del Centro Español de Sindología, en 1999, quien investigó profundamente el Sudario y estableció los paralelismos entre el lienzo español y el italiano. Se aplicó Ciencia a cuantas pruebas se realizaron siendo estas muy variadas y abarcando desde la patología forense, composición sanguínea, los patrones de las manchas y su historia.

Las conclusiones de aquel estudio no parecían dejar lugar a las dudas y parecían establecer una relación real entre las manchas de sangre del Sudario ovetense y las que muestra la Sábana Santa, igualmente parecían tener el mismo tipo de sangre, además la palinología (estudio de los pólenes) -de la mano del experto hebrero Avinoam Danin– mostraban coincidencia entre ambos tejidos.

No obstante siempre hay argumentos en contra pues existen críticas sobre la sangre de la Sábana Santa pues está desnaturalizada con el lógico paso del tiempo y también sobre las muestras de polen pues serían registros contaminados con los que trabajó Danin, al igual que la prueba del C-14 sería inválida por ese mismo motivo, según la misma la Síndone sería del siglo XIII y el Sudario del siglo VII d.C.

Se argumenta también que la Sábana Santa es un tejido en forma de ‘espiga de pez’ y el Sudario de Oviedo un tafetán, esto no tiene porque ser prueba de falsedad pues perfectamente podían ser dos telas diferentes dado el uso que tenían: la sábana cumplía unafunción de mortaja y el sudario cubría el rostro del ajusticiado.

La pregunta es: ¿Es el cuerpo de la Sábana Santa y su correpondencia con el Sudario de Oviedo el de Jesús de Nazaret? Pregunta que aún no tiene respuesta y que me temo que va a seguir siendo motivo de controversia por tratarse del personaje (con todos mis respetos) del que se trataba. Si esa misma persona hubiera sido Napoleón, César o Alejandro Magno hoy no habría duda de ello, sin embargo Jesús de Nazaret trasciende más allá de la Historia.