Se descubre el exoplaneta con imagen directa más cercano a la Tierra

Astrónomos de la Universidad de Hawai han descubierto el exoplaneta fotografiado directamente más cercano a la Tierra jamás encontrado, a tan solo 35 años luz.

Ilustración del sistema planetario COCONUTS-2, con el planeta gigante gaseoso COCONUTS-2b en primer plano.

La investigación del equipo, publicada en ‘The Astrophysical Journal Letters’, condujo al descubrimiento del planeta gigante gaseoso de baja temperatura que orbita una estrella enana roja de baja masa, unas 6.000 veces más lejos de lo que la Tierra orbita al Sol. Llamaron al nuevo sistema planetario COCONUTS-2 y al nuevo planeta COCONUTS-2b, ya que fue descubierto a partir de datos de la encuesta COol Companions ON Ultrawide orbiTS.

“Con un planeta masivo en una órbita de separación súper amplia y con una estrella central muy fría, COCONUTS-2 representa un sistema planetario muy diferente al de nuestro propio sistema solar“, explicó Zhang en un comunicado. La encuesta COCONUTS tiene como objetivo encontrar compañeros de amplia separación alrededor de estrellas de todos los tipos diferentes cerca de la Tierra.

COCONUTS-2b es el segundo exoplaneta con imágenes más frío encontrado hasta la fecha, con una temperatura de solo 160 grados Celsius, que es un poco más fría de lo que la mayoría de los hornos necesitan para hacer galletas. Se pueden obtener imágenes del planeta directamente gracias a la luz emitida producida por el calor residual atrapado desde la formación del planeta. Aún así, la producción de energía del planeta es más de un millón de veces más débil que la del Sol, por lo que el planeta solo puede detectarse utilizando luz infrarroja de menor energía.

El planeta fue detectado por primera vez en 2011 por el satélite Wide-field Infrared Survey Explorer, pero se creía que era un objeto que flotaba libremente, que no orbitaba una estrella. Zhang y sus colaboradores descubrieron que, de hecho, está unido gravitacionalmente a una estrella de baja masa, COCONUTS-2A, que tiene aproximadamente un tercio de la masa del Sol y unas 10 veces más joven.

Debido a su órbita de amplia separación y su fría estrella anfitriona, los cielos de COCONUTS-2b se verían dramáticamente diferentes para un observador allí en comparación con los cielos de la Tierra. La noche y el día se verían básicamente iguales, con la estrella anfitriona apareciendo como una estrella roja brillante en el cielo oscuro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: