El gran paso del telescopio James Webb

La NASA ha informado que el telescopio espacial James Webb ya ha llegado a su destino, y se ubica a 1,5 millones de kilómetros de nuestro planeta.

Alejandro Cañas
El gran paso del telescopio James Webb
Kevin Lamarque REUTERS

El telescopio James Webb ya ha llegado a su destino, después de su lanzamiento y puesta en órbita el pasado 25 de diciembre desde la base de la Agencia Espacial Europea (ESA) en la Guayana Francesa.

Así lo ha confirmado la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) a través de un comunicado en su web. Los propulsores han permitido al telescopio llegar al punto de Langrange L2, sobre el que orbitará alrededor del Sol, y que se encuentra a 1,5 millones de kilómetros de la Tierra, distancia establecida como objetivo principal de la misión. «¡Webb, bienvenido a casa!» expresó el administrador de la NASA, Bill Nelson.

Averiguar el origen del universo, entre las labores principales

Son varias las labores que realizará este telescopio espacial. Entre ellas, averiguar el origen del universo, y lograr respuestas sobre otras cuestiones fundamentales, como por ejemplo, la formación de las primeras galaxias. Gracias a su tecnología, será capaz de detectar objetos entre 100 y 200 millones después del Big Bang.

También podrá observar la primera luz del universo emitida por los primeros grupos de estrellas de las galaxias que se configuraron hace 13.000 millones de años.

Para este proyecto, la NASA ha invertido más de diez mil millones de dólares. Entre sus principales características, este telescopio está formado por paneles solares, radiadores y un espejo de 6,5 metros de diámetro, formado por 18 hexágonos chapados en oro. En comparación con el telescopio Hubble, supera los 20 metros de largo y pesa la mitad que su antecesor.

Tarea complementaria a la del telescopio Hubble

De este modo, el telescopio James Webb desarrollará una labor diferente pero complementaria a la realizada por el telescopio Hubble, que fue puesto en órbita por la NASA hace 30 años. A diferencia del Webb, alcanzó una distancia de 600 kilómetros de distancia con respecto a la atmósfera y fue capaz de captar dos formaciones ubicadas en la Galaxia de Perseo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s