Pagan 4.300 euros por infectarse con la tos ferina para probar una vacuna

Investigadores británicos buscan voluntarios sanos entre 18 y 50 años para probar la vacuna nasal y vivir 16 días en un hotel con todo pagado, y comprobar resultados unos meses después.

Laura Martin Sanjuan

Se ha desarrollado una nueva vacuna contra la tos ferina, una vacuna nasal, y se necesitan voluntarios entre 18 y 50 años para la siguiente fase de la investigación, que es conocer las consecuencias de la infección y cómo reacciona la vacuna.

Para ello, investigadores británicos del Hospital Universitario de Southampton buscan adultos sanos para ser infectados por la tos ferina y recibir, o bien la vacuna, o un placebo, según cuenta el Daily Mail.

Historia de la tos ferina: línea cronológica de brotes y vacunas

4.300 euros por infección

La nueva vacuna en aerosol nasal llamada BPZE1. Y los científicos quieren probar cómo reacciona el cuerpo ante la infección de la tos ferina durante 16 noches, que es lo que los voluntarios pasarán en un hotel con todas las comidas pagadas.

Ya existe una inyección para la tos ferina, pero no puede detener las infecciones de las vías respiratorias superiores y no evita que las personas se la transmitan a otras personas.

El proyecto de investigación dura más tiempo que esas dos semanas, ya que de dos a cuatro meses más tarde, serán expuestos deliberadamente a la bacteria que causa la tos ferina para averiguar cómo de efectiva es la nueva vacuna propuesta para detener la infección.

Antes de salir del hotel, dos semanas y media después, los voluntarios recibirán un ciclo de antibióticos para eliminar las bacterias de la nariz.

Cómo afecta la tos ferina

La infección es causada por bacterias que ingresan a los pulmones y las vías respiratorias y pueden causar neumonía. Es una enfermedad importante, mata hasta uno de cada 50 bebés, no tienen el sistema inmune desarrollado ni han llegado a recibir protección en forma de otras vacunas.

Lo más común son las toses, pero los pacientes pueden jadear para respirar, lo que provoca un sonido de “aullido”, como un pitido en los pulmones. Cualquiera puede infectarse. Pero los adultos, generalmente, no tienen síntomas o los tienen de manera leve, mientras que los bebés pueden sufrir deshidratación potencialmente mortal, dificultades para respirar y neumonía.

La tos ferina provoca ataques de tos que pueden durar minutos. Por lo general, produce moco espeso y puede desencadenar vómitos. Actualmente hay una vacuna que protege contra la tos ferina a todos los recién nacidos en el Reino Unido.

Sin embargo, no ofrece protección de por vida, no puede detener las infecciones de las vías respiratorias superiores y no evita que las personas la transmitan a otras personas.

El Reino Unido ha visto cómo los casos se han cuadruplicado de 6216 en los seis años hasta 2011 a 25 891 en los seis años hasta 2018. Se estima que la tos ferina provoca 160.000 muertes en todo el mundo por año.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s