Los lugares ‘embrujados’ más famosos que puedes encontrar en España

¿Te gusta pasar miedo? Cuando las leyendas de fantasmas tienen nombre propio y se trasladan a lugares concretos, trascienden en el tiempo y se hacen conocidas por todos

Foto: Fuente: iStock.
Fuente: iStock.

El folclore de nuestro país es diverso, y las criaturas de la bohemia, como las que forman parte de ‘El manuscrito encontrado en Zaragoza’ de Jack Potocki (duendes, gitanos, princesas moras, endemoniados o miembros de la Inquisición) han formado parte de nuestra cultura durante siglos, y han servido para crear historias para no dormir que asustarían hasta al más valiente.

Cuando estas leyendas tienen nombre propio y se trasladan a lugares concretos, trascienden en el tiempo y son los propios miembros de las comunidades los que se encargan de pasarlas de padres a hijos. Algunas de ellas son, por tanto, conocidas por todos. Y, en nuestro país, proliferan. Aquí van algunas de las historias sobre fantasmas terroríficos y lugares embrujados más famosas de España. En tu mano está creerlas o no.

Palacio de Linares

¿Dónde? Madrid

¿Cuándo? Finales del siglo XIX

No podía faltar el que probablemente es el lugar encantado más famoso de Madrid. El palacio, que consta de cuatro pisos y que a día de hoy es Casa América tras pasar por una laboriosa restauración, perteneció hace más de un siglo a los primeros marqueses de Linares, que tras comprar el solar en 1872 encomendaron las obras al arquitecto municipal Carlos Colubí. Se mudaron antes, pero las obras no terminaron hasta 1900.
Raimunda de Linares, por Francisco Pradilla.
Raimunda de Linares, por Francisco Pradilla.

Pero lo que aquí interesa es la leyenda negra detrás del palacio. La historia gira en torno a los marqueses de Linares, José y Raimunda, como no podía ser de otra manera. Según parece, José se habría enamorado de Raimunda, una joven de orígenes humildes, hija de una cigarrera. Al confesarle ese amor pasional a su padre, el rico comercial Mateo Murga y Michelena, este, horrorizado, le habría mandado estudiar a Londres con la idea de que se olvidase de su amada. Sin embargo, la distancia no habría sido suficiente y, con Mateo muerto, ambos enamorados habrían podido al fin casarse. Entonces descubrirían que la razón del horror de don Mateo provenía de que Raimunda habría nacido de una relación extramatrimonial de don Mateo con una cigarrera y que, por tanto, Raimunda y José serían hermanos.

Típica historia: chico conoce chica, chico se enamora de chica, chico descubre que chica es su hermana y piden una bula papal
Horrorizados, se habrían dirigido al Papa León XIII que les habría otorgado una bula papal. Sin embargo, su irremediable amor les habría llevado a engendrar a una niña (Raimundita) y a asesinarla, para evitar el escándalo. La historia habría quedado ahí si no fuera por los innumerables testigos que afirman haber oído voces en sus pasillos y los llantos de una niña. En 1990, la revista ‘Tiempo’ publicó una cita con supuestas psicofonías del palacio, comentada por Germán de Argumosa.

Las caras de Bélmez

¿Dónde? Jaén

¿Cuándo? 1971
Otro clásico de nuestro país (llegaron a considerarlo el fenómeno paranormal más importante acaecido en el siglo XX). Consistió en la aparición de pigmentaciones, identificadas como rostros, en el suelo de una casa ubicada en Bélmez de la Moraleda (Jaén), en el domicilio cinco de la calla Real.

María Gómez Cámara, vecina de Bélmez, se encontraba cocinando un 23 de agosto en casa cuando se fijó en una mancha con forma de rostro humano en el suelo. Salió de la casa y corrió a contárselo a las vecinas. Aunque la rasparon y echaron yeso por encima, volvió a salir en los días posteriores, y más tarde aparecieron otras. El fenómeno (quizá de pareidolia) fue considerado fraude por muchos, y los que lo aceptaron como verdadero explicaron que la casa se había levantado sobre un antiguo cementerio medieval andaluz. Con la muerte de María Gómez la casa quedó precintada, aunque siguieron apareciendo nuevas ‘caras’.

La Isla de Pedrosa

¿Dónde? Cantabria

¿Cuándo? Alrededor de 1834

Restos del pabellón en la isla.
Restos del pabellón en la isla.

Una de las mayores islas de Cantabria, situada en Pontejos (en plena Bahía de Santander. Podríamos decir que no es una verdadera isla porque está unida a tierra firme por un puente). Es un lugar estupendo para ir a dar un paseo en familia, pero en el siglo XIX era un poco diferente: se instaló un sanatorio para que los marineros que volvían con enfermedades endémicas o tropicales descansaran e hicieran ‘cuarentena’. En los años 20 se dedicó a las enfermedades óseas y tuberculosas. En la actualidad es un centro de rehabilitación para drogodependientes. Como no podía ser de otro modo, varios investigadores de lo paranormal aseguran que uno de los pabellones está habitado por fantasmas.

El Cortijo Jurado

¿Dónde? Málaga

¿Cuándo? Mediados del siglo XIX
La casa encantada más famosa de España. Su historia se remonta hacia 1830 o 1840 (no hay una fecha determinada), cuando una de las familias más acaudaladas de Málaga, los Heredia, decidieron construirla. Y esta familia es fundamental, pues la leyenda negra gira en torno a ellos. La casa, de estilo neogótico, siempre ha sido lugar de peregrinaje para los amantes de lo sobrenatural pues, aseguran, está relacionada con la desaparición de cinco jóvenes a principios de siglo, cuyos cuerpos se encontraron torturados en las inmediaciones del cortijo.

Para continuar con la leyenda, parece ser que un joven entró en una ocasión dentro de los pasadizos de la vivienda, ya abandonada, como acto de valor frente a sus amigos. Se topó entonces con una sala con máquinas de tortura y huesos desperdigados. Como la leyenda en torno a la casa ya existía, esto no hizo más que avivar las llamas sobre la familia Heredia, a la que se culpó de realizar prácticas satánicas en su propio hogar.

Un joven entró en los pasadizos de la vivienda, ya abandonada. Se topó entonces con una sala con máquinas de tortura y huesos desperdigados
Fusilamientos durante la guerra, luces extrañas e incluso sucesos raros al intentar grabar una película ponen la nota final en el Cortijo Jurado, donde está comprobado que existen pasadizos subterráneos que, desgraciadamente, no pueden recorrerse porque están cerrados desde los años 50.

Preventorio de aguas de Busot

¿Dónde? Alicante

¿Cuándo? 1838
Todo empezó con el Conde de Casas Rojas, que decidió construir un complejo urbanístico, balneario (aprovechando las aguas termales de la zona) con ruleta y con toda clase de comodidades posibles: el Miramar Estación de Invierno. Pensado para las familias adineradas de la zona, el destino tendría otros planes para él (y para añadir aún más glamour a la historia, se cuenta que el Conde lo perdió en una partida de póker).

Pero en 1936, con la llegada de la Guerra Civil, pasó a ser parte del Estado que lo convirtió en un hospital para niños tuberculosos, en el que los cuidadores se ensañaban con ellos y los maltrataban física y psicológicamente. Tras la guerra, el balneario-hospital cerró, pero la leyenda asegura que los fantasmas de los niños permanecen y que una mujer vestida de blanco se pasea por sus pasillos, presa de una terrible tristeza. El entorno sin duda es envidiable, pero el mal rollo parece asegurado.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s